Nuestra Historia

Cuando Doña Elisa y sus hijos tomaron las riendas del restaurante, la cocina de La Choza se convirtió en una extensión de la pequeña cocina rústica de su hogar en Salvatierra, de donde la familia proviene. Fue en esa cocina donde aprendieron a cocinar platillos mexicanos tradicionales, sazonados con su dosis de intuición y creatividad.


When Doña Elisa and her children took over the reins of the restaurant, the kitchen here became an extension of their small rustic kitchen in Salvatierra, where the family is originally from. It was in that kitchen that they learned to cook traditional Mexican dishes spiced with their own intuition and creativity.